Problemática nutricional en la población femenina española

La población femenina pasa por diferentes etapas en las que varían sus necesidades energéticas y nutricionales a lo largo de su vida. La mayor esperanza de vida, la preocupación por el control de peso o la aparición de ciertas patologías crónicas incrementan la situación de vulnerabilidad en el plano nutricional que pueden sufrir las mujeres.

Según los datos del estudio ANIBES, cuyo trabajo de campo se realizó durante tres meses, entre septiembre y noviembre de 2013, la media de ingesta de energía por día y por persona en España es de 1.810 ± 504 kcal/día (1.957 ± 531 kcal/día para los hombres y 1.660 ± 427 para las mujeres) en los grupos de edad de entre 9 y 75 años.

A pesar de estos retos nutricionales, la mujer suele tener unos patrones alimentarios y unos estilos de vida más adecuados a sus necesidades que los hombres.

A día de hoy, no ha habido estudios representativos que hayan evaluado de manera específica el estado nutricional de la población femenina, así como sus determinantes en las diferentes etapas de la vida. El estudio científico ANIBES ha valorado estas características en una muestra representativa de personas de 9 a 75 años, donde se describen las fortalezas y debilidades de la ingesta energética de la población española, entre ellas las de la mujer en las diferentes etapas de su vida.

Según los datos del estudio científico ANIBES, la ingesta media de energía por día y por persona en la población femenina en España, en una muestra de 996 mujeres, es de 1.660 ± 426,7 kcal/día. En términos generales, se trata de una ingesta menor si se compara con el total de la población (1.810 ± 504,4 kcal/día), así como con la población masculina, cuya ingesta asciende a 1.957 ± 531 kcal/día.

La población femenina española tiene un perfil calórico desequilibrado, de acuerdo con las recomendaciones de la EFSA, con un exceso de ingesta proteica, pero con tasas inferiores a las recomendadas de hidratos de carbono. En la muestra de mujeres en el estudio científico ANIBES, se puede comprobar que el 17,0 % de la energía ingerida proviene de proteínas, el 38,7 % de lípidos, el 41,2 % de hidratos de carbono (de los que el 17,8 % son azúcares simples), el 1,4 % del alcohol y el 1,5 % de la fibra dietética.

Conozca todos los datos del estudio " Problemática nutricional en la población femenina española: resultados obtenidos del estudio científico ANIBES" disgregados por grupos de edad.

TOP