Naturaleza y objeto

Nuestra misión

Naturaleza y objeto

Naturaleza y objeto

La Fundación Española de la Nutrición (FEN) considera que la alimentación de los individuos y colectividades es un tema de un gran interés y actualidad.


Hasta no hace mucho tiempo la alimentación se relacionaba esencialmente con la salud y eran conocidos los problemas ocasionados por un exceso o defectos de las dietas. De una manera muy general se pensaba que los problemas de los países con economías en vías de desarrollo eran el hambre o la desnutrición, mientras que los derivados de la sobrealimentación correspondían a las naciones con economías avanzadas.


Esta idea clásica tiene que ser reconsiderada en la actualidad. Es cierto que la desnutrición sigue siendo el gran problema de los llamados países con economías en vías de desarrollo, pero empezamos ahora a conocer cómo en los países con economías avanzadas, y precisamente como consecuencia de las formas de vida actuales, se dan alarmantes situaciones de desnutrición. No se trata en estos casos de falta de alimentos sino de cambios en los hábitos alimentarios. Por ejemplo, las desnutriciones provocadas por el consumo de dietas con objetivos puramente estéticos, tratando de mantener el llamado << peso ideal >>, con las que si bien se consigue el objetivo buscado por ingerir menos calorías, al mismo tiempo se producen situaciones de desnutrición respecto de otros nutrientes. Sin olvidar, por supuesto y de manera prioritaria el problema de la obesidad y el sobrepeso, que conjuntamente afectan a más de la mitad de la población adulta, y a un tercio de la infanto-juvenil.


El anterior ejemplo pretende resaltar la influencia de nuestras formas de vida en nuestra nutrición. Es obvio que ésta tiene un marcado componente social y cultural.

No solamente las ideas estéticas a las que nos acabamos de referir sino también otros muchos factores ligados a nuestra forma de vida actual influyen en ella. Realmente esta conclusión se deriva del carácter multidisciplinario de la alimentación.


Curiosamente, y como se acaba de decir, hasta hace poco tiempo se pensaba que el objetivo de la nutrición era la salud. Sin embargo, sabemos que no es éste el único, aunque sí el prioritario, comer es también un placer y la resultante de una riquísima herencia socio-cultural como son los hábitos alimentarios. Por tanto, los aspectos sociales de la alimentación deben siempre tenerse en cuenta, y deben ser objeto de investigación específica.


Pero desgraciadamente el interés actual por la alimentación presenta, también, aspectos menos satisfactorios. A su alrededor ha surgido toda una serie de falacias, engaños, errores, << dietas mágicas >>, o incluso mensajes incorrectos no demostrados o simplemente incompletos sobre dietética y nutrición que llevan a la población a una confusión y desinformación, que en muchos casos pueden ser gravemente peligrosos para nuestra salud.

Todo lo anterior supuso que surgieran hace ya décadas las llamadas Fundaciones de Nutrición, que reúnen y coordinan los esfuerzos de científicos e industriales, además de Administraciones con responsabilidad diversa en materias de alimentación. Estas Fundaciones nacionales comprenden enseguida la necesidad de coordinar sus actividades y surge así la Federación Internacional de Fundaciones de Nutrición, de la que formó parte la Fundación Española. Actualmente denominada Red Europea de Fundaciones de Nutrición ENF.


El fruto de la colaboración ciencia-industria ha sido satisfactorio tras varias décadas de funcionamiento de la FEN ya que ha contribuido, por un lado, a fomentar la investigación y el conocimiento de las distintas parcelas de la nutrición y, por tanto, a poner de relieve el papel de la industria alimentaria en la mejora de la nutrición de la población. Ambas están de acuerdo en que cualquier intento serio para este propósito ha de basarse en la investigación (evidencia científica), posterior comunicación y difusión del mensaje nutricional correcto y actualizado. Y para que los resultados de la investigación científica o técnica alcancen los resultados prácticos es necesaria su divulgación a la sociedad. Por ello, ésta es también una de las labores más cuidadas por dichas Fundaciones.


Así mismo, la FEN colabora con numerosas Administraciones Públicas, tanto Autonómicas, Nacionales como Europeas, en el desarrollo de proyectos, encuestas, asesoramiento en materia de nutrición, etc. para alcanzar el objetivo anterior, fomentar la investigación y el conocimiento para su posterior comunicación y difusión.


La FEN pretende cumplir con eficacia este amplio abanico de objetivos y actividades y contribuir, así, a << mejorar la nutrición de los españoles >>.


Compartir:

We use cookies to personalize content and to analyze our traffic. Please decide if you are willing to accept cookies from our website.